Los seres humanos seremos más rápidos corriendo a cuatro patas

5/5 (4)

Tal y como recoge un estudio japonés, el ser humano logrará en 2048 ser más rápido a cuatro patas de lo que lo es ahora a dos.

Los humanos seremos más rápidos corriendo a cuatro patas.
Los humanos seremos más rápidos corriendo a cuatro patas.

Ni máquinas ni artilugios tecnológicos adheridos al cuerpo humano. La velocidad tiene mucho que ver con la aerodinámica y la posición y esto parece ser un nuevo ejemplo de ello. Según un reciente estudio japonés, en unos 30 años, los seres humanos seremos más rápidos desplazándonos a cuatro patas.

Según las conclusiones del citado estudio nipón, en 2048, siguiendo la evolución en las carreras de 100 metros lisos (en la élite deportiva) podrá rebajarse la marca a 9.276 segundos con la peculiaridad de lograrse en cuatro patas en vez de a dos. Llama la atención este “involución”.

Puede parecer una contradicción ya que por constitución el hombre se erigió para desplazarse hace miles de años. Sin embargo, y teniendo en cuenta la evolución, por ejemplo de los monoplazas de la F1, la importancia de la aerodinámica es fundamental para la velocidad. Cuanto menos roce haya en el desplazamiento, más veloz será este. Esta sencilla explicación parece ser la clave de las conclusiones del estudio.

El estudio japonés

El grupo de investigadores nipones ha partido para la realización del mismo de la prueba reina de la velocidad: los 100 metros lisos y, en concreto, de la figura del rey del atletismo actual, el velocista jamaicano Usain Bolt, el hombre más rápido del planeta desde hace casi una década. Si bien es cierto que no tiene rival, la marca que consiguió de 9.58 – en agosto de 2009- no ha vuelto a conseguirse. Ni por él ni por el resto de sus rivales.


A pesar de no haber nuevos récords desde 2009, los investigadores japoneses afirman rotundos en su trabajo que esta marca acabará batiéndose en los próximos años ya que los atletas irán corriendo cada vez más rápidos hasta llegar al tiempo que ellos han marcado como objetivo, que no es otro que ¡9.383 en 2048! Una mínima ventaja en tiempo real pero que supone un mundo en estos tipos de pruebas. Pero no se quedan aquí los japoneses. Si estos tiempos están previstos para los atletas corriendo de la manera habitual, si estas pruebas se corrieran a cuatro patas sería aún menor el tiempo invertido, deteniendo el reloj al cruzar la meta en un estratosférico crono de 9.276 segundos.

Parece inimaginable en la actualidad teniendo en cuenta los tiempos logrados por los atletas de la élite en los recientes Juegos Olímpicos de Río. La modalidad cuadrupedia, que no forma parte del circuito oficial, tiene récord mundial. Se trata del logrado por el atleta japonés Kenichi Ito que consiguió en los 100 metros lisos una marca de 15,71, superando el tiempo de su compatriota Katsumi Tamakoshi (15.86). Veremos si los pronósticos de los investigadores se cumplen o no con el paso de los años. No parece tarea fácil, desde luego.

Valora este artículo

A %d blogueros les gusta esto: